3 / 4

La Garganta de los Infiernos

A tan solo 15 kilómetros dirección Plasencia por la N-110 nos encontramos con la Garganta de los Infiernos, conocida por sus pozas naturales llamadas pilones muy populares en los meses de verano para refrescarse de las altas temperaturas.

Esta ruta consta de aproximadamente 6 kilómetros de ida y vuelta, adaptada para todas las edades y todo tipo de personas, lo que te llevará más o menos una hora. Es una ruta muy amena donde podrás disfrutar durante todo el año de las diferentes cascadas naturales que nos regala la zona.

 

 

La zona de los pilones forma un marco impresionante, la erosión del agua ha originado unas grandes pozas conocidas como marmitas, donde podremos disfrutar todo el año de su belleza natural. En invierno podemos observar sus aguas heladas y rodeadas de nieve, en primavera la diferente floración y toda la vegetación que la rodea,  en verano podremos disfrutar de un baño (siempre con cuidado para no resbalar en sus piedras de granito y gneis), y en otoño de su manto de hojas y contrastes de ocres y marrones a nuestro paso.

Además de la zona de los pilones, uno de los puntos de interés de esta ruta es el mirador del chorreo de la Virgen: sus vistas son espectaculares. Si quieres acceder, hay un desvío señalizado antes de llegar a los pilones. Para los más perezosos, hay empresas especializadas en la zona que hacen recorridos guiados enseñando las zonas más interesantes.

Debido a la variación de altura, que oscila entre los 300 y 2000 metros, encontramos las diferentes asociaciones vegetales: bosque caducifolio donde abundan los castaños, su madera y fruto (castañas), son aprovechadas por los habitantes de la zona aunque muchos a nuestro paso no podemos resistirnos de comer alguno de sus frutos. En las laderas soleadas podemos encontrar cerezos, cuyos frutos son fuente de riqueza en toda la comarca del Jerte.

 

 

La variedad de ecosistemas existentes en la Reserva Natural propicia la abundancia y diversidad de fauna. Desde el valle hasta las cumbres serranas encontramos multitud de hábitats que han sido aprovechados por un sinfín de especies animales adaptadas a ellos. El Cerro del Estecillo  es la mayor cota 2.290 m. que rodea a la Garganta de la Serrá, antiguo valle glaciar que quedó modelado por el paso de los hielos cuaternarios.

Otros puntos de interés en la zona son los lugares de nidificación de especies como son el buitre negro, búho real, halcón peregrino, águila real, águila perdicera, alimoche, y  algunos paseriformes de interés. También tiene importancia las cumbres donde la cabra montesa se refugia.

 

¿Qué mejor que realizar estas extraordinarias rutas y después descansar en nuestras cómodas instalaciones, verdad? ¡Os animamos a venir y disfrutar!

 

Fuente fotografía: http://www.turismovalledeljerte.com/que-ver-en-el-valle-del-jerte/naturaleza/reserva-natural-de-la-garganta-de-los-infiernos